Pichetto, el profesional de la política

Si ha de considerarse un mérito el profesionalismo en la política, es seguramente el Senador rionegrino Miguel Pichetto quien más blasones podría exhibir.

Atravesó el menemismo con roles destacados y si hubo costos, tenía restos para aguantarlos sin naufragar.

Atravesó el duhaldismo y allí, su relación con el grupo Clarín se estrechó.

Recordemos que cuando el juez Marquevich hizo detener a Ernestina Herrera de Noble fue el propio Pichetto quien llamó al Juzgado para interesarse por el tema.

Quizás justamente por esto, cuando el kirchnerismo en el ejercicio de su “Doctrina del Conflicto Administrado” elige al grupo Clarín como enemigo, este grupo jamás rozó siquiera con una pluma al Presidente del bloque de senadores K.

Luego de perder por tercera vez la gobernación de Río Negro, destino con el que quería coronar su carrera, si se deprimió como sugieren, lo disimuló bien. Volvió a la batalla.

Hoy se mantiene como titular del mismo bloque a pesar de las embestidas que sufrió. Ganó terreno.

Tiene la llave para darle quórum al gobierno de Macri en la Cámara Alta.

El Bloque ex kirchnerista hoy es el bloque FpV. Acorraló a los kirchneristas o camporistas en una estrategia en la que no hizo ningún gasto.

Cualquiera, con tanto sentido crítico, podría olvidar que presidió el bloque que servía a los K durante los tres períodos anteriores.

En los próximos 4 años el kirchnerismo habrá desaparecido por completo. Para Pichetto, el kirchnerismo habrá dejado de ser un actor en el PJ.

El costo de ordenar la economía, de reinstitucionalizar a la Nación, de ordenar la calle, lo hará Macri.

En 4 años, el PJ lavado, planchado y perfumado, sin el lastre de los fanáticos camporistas ni de la banda de corruptos, sin deudas porque los gastos correrán por el gobierno de Macri, volverá a competir.

Sergio Masa no será un problema grande porque su sello peso mucho menos que el tradicional sello del PJ.

En el plano provincial cierra con el gobernador Weretilneck porque todos trabajarán “por el bien mayor” es decir por los intereses riongrinos y en ese viaje se desgasta Martín Soria que de la mano de la tríada Martín Doñate, Silvia Horne y su propia hermana María Emilia se asfixia en la estrategia K.

Solo le queda una tarea pendiente y es la de preparar candidatos. Aquí es donde el PJ tiene una eterna falencia. Y Pichetto no escapa a las generales de la ley. Entre el afecto y la improvisación, el profesionalismo queda abandonado.

Be Sociable, Share!